30 Pero Saray era estéril; no podía tener hijos.