12 Cuando cultives la tierra, no te dará sus frutos, y en el mundo serás un fugitivo errante.