9 Te tomé de los confines de la tierra,te llamé de los rincones más remotos,y te dije: “Tú eres mi siervo”.Yo te escogí; no te rechacé.