6 Todos andábamos perdidos, como ovejas;cada uno seguía su propio camino,pero el SEÑOR hizo recaer sobre élla iniquidad de todos nosotros.