30 Yo conozco su insolencia,pero sus jactancias no logran nada—afirma el SEÑOR—.