30 De nada sirven ante el SEÑORla sabiduría, la inteligencia y el consejo.