18 que conoces su voluntad y sabes discernir lo que es mejor porque eres instruido por la ley;