4 SEÑOR, protégeme del poder de los impíos;protégeme de los violentos,de los que piensan hacerme caer.