7 ¡En tu enojo, Dios mío, humilla a esos pueblos!¡De ningún modo los dejes escapar!