8 Porque Señor aún del sábado, es el Hijo del hombre.