8 porque será medicina a tu ombligo, y tuétano a tus huesos.