10 Y ensalzaste mi cuerno como de unicornio; fue ungido con óleo verde.