5 Y las calles de la ciudad serán llenas de muchachos y muchachas, que jugarán en ellas.