18 Entonces también los que han dormido en Cristo han perecido.