36 ¡Necio! Lo que tú siembras no llega a tener vida si antes no muere;