25 Respondió Micaías: He aquí, tú lo verás aquel día en que entres en un aposento interior para esconderte.