13 Como dice el proverbio de los antiguos: "De los malos procede la maldad", pero mi mano no será contra ti.