20 He aquí, ahora sé que ciertamente serás rey, y que el reino de Israel será establecido en tu mano.