20 Los demás oirán y temerán, y nunca más volverán a hacer una maldad semejante en medio de ti.