1 Entonces vinieron a mí algunos de los ancianos de Israel y se sentaron delante de mí.