16 Y sucedió que al cabo de los siete días vino a mí la palabra del SEÑOR, diciendo: