20 Y ella les dijo: No me llaméis Noemí a , llamadme Mara b , porque el trato del Todopoderoso c me ha llenado de amargura.