13 El SEÑOR también tronó en los cielos, y el Altísimo dio su voz: granizo y carbones encendidos.