10 Porque mis enemigos han hablado de mí; y los que acechan mi vida han consultado entre sí,