21 Y luego que el rey David oyó todo esto, estuvo muy enojado