13 No detengas el castigo del niño; porque si lo hirieres con vara, no morirá