30 Sin Engañosa es la gracia, y vana la hermosura; la mujer que teme al SEÑOR, esa será alabada