25 Sea su palacio asolado; en sus tiendas no haya morador