3 Pero Nabot respondió:
—El Señor
me libre de entregar la herencia que me dejaron mis antepasados.