3 Estas fueron las medidas que Salomón usó para los cimientos del templo de Dios (según el antiguo estándar de medición).
Tenía veintisiete metros y medio de largo por nueve metros de ancho.