31 Mi arpa toca música triste,
y mi flauta acompaña a los que lloran.