14 Sin embargo, él no permitió que nadie los oprimiera.
A favor de ellos, les advirtió a los reyes: