141 Soy insignificante y despreciado,
pero no olvido tus mandamientos.