3 «No iré a mi hogar
ni me permitiré descansar;