20 ¡Nuestro Dios es un Dios que salva!
El Señor
Soberano nos rescata de la muerte.