21 No permitas que humillen otra vez a los oprimidos,
en cambio, deja que el pobre y el necesitado alaben tu nombre.