7 Aunque como apóstoles de Cristo hubiéramos podido ser exigentes con ustedes, los tratamos con delicadeza.a Como una madreb que amamanta y cuida a sus hijos,