16 En todo esto procuro conservar siempre limpia mi conciencia delante de Dios y de los hombres.