11 Y dijo en presencia de todo el pueblo:—Así dice el SEÑOR: “De esta manera voy a quebrar, dentro de dos años, el yugo de Nabucodonosor, rey de Babilonia, que pesa sobre el cuello de todas las naciones”.El profeta Jeremías, por su parte, optó por seguir su camino.