44 Algunos querían arrestarlo, pero nadie le puso las manos encima.