26 Pero ellos le insistieron:—¿Qué te hizo? ¿Cómo te abrió los ojos?