Yod

10 Con sus manos, mujeres compasivascocinaron a sus propios hijos,y esos niños fueron su alimentocuando Jerusalén fue destruida.