23 Acerca de Damasco. ConfundiĆ³se Hamath, y Arphad, porque oyeron malas nuevas: derritiĆ©ronse en aguas de desmayo, no pueden sosegarse.