34 Y los pastores, como vieron lo que habĂ­a acontecido, huyeron, y yendo dieron aviso en la ciudad y por las heredades.