34 Y les dice: Está muy triste mi alma, hasta la muerte: esperad aquí y velad.