17 El primero en su propia causa parece justo; Y su adversario viene, y le sondea.