52 Acordéme, oh Jehová, de tus juicios antiguos, Y consoléme.