Salmos 89; Salmos 96; Salmos 100; Salmos 101; Salmos 105; Salmos 132 (La Biblia Reina-Valera)

1 LAS misericordias de Jehová cantaré perpetuamente; En generación y generación haré notoria tu verdad con mi boca. 2 Porque dije: Para siempre será edificada misericordia; En los mismos cielos apoyarás tu verdad. 3 Hice alianza con mi escogido; Juré á David mi siervo: diciendo. 4 Para siempre confirmaré tu simiente, Y edificaré tu trono por todas las generaciones. (Selah.) 5 Y celebrarán los cielos tu maravilla, oh Jehová; Tu verdad también en la congregación de los santos. 6 Porque ¿quién en los cielos se igualará con Jehová? ¿Quién será semejante á Jehová entre los hijos de los potentados? 7 Dios terrible en la grande congregación de los santos, Y formidable sobre todos cuantos están alrededor suyo. 8 Oh Jehová, Dios de los ejércitos, ¿Quién como tú? Poderoso eres, Jehová, Y tu verdad está en torno de ti. 9 Tú tienes dominio sobre la bravura de la mar: Cuando se levantan sus ondas, tú las sosiegas. 10 Tú quebrantaste á Rahab como á un muerto: Con el brazo de tu fortaleza esparciste á tus enemigos. 11 Tuyos los cielos, tuya también la tierra: El mundo y su plenitud, tú lo fundaste. 12 Al aquilón y al austro tú los criaste: Tabor y Hermón cantarán en tu nombre. 13 Tuyo el brazo con valentía; Fuerte es tu mano, ensalzada tu diestra. 14 Justicia y juicio son el asiento de tu trono: Misericordia y verdad van delante de tu rostro. 15 Bienaventurado el pueblo que sabe aclamarte: Andarán, oh Jehová, á la luz de tu rostro. 16 En tu nombre se alegrarán todo el día; Y en tu justicia serán ensalzados. 17 Porque tú eres la gloria de su fortaleza; Y por tu buena voluntad ensalzarás nuestro cuerno. 18 Porque Jehová es nuestro escudo; Y nuestro rey es el Santo de Israel. 19 Entonces hablaste en visión á tu santo, Y dijiste: Yo he puesto el socorro sobre valiente; He ensalzado un escogido de mi pueblo. 20 Hallé á David mi siervo; Ungílo con el aceite de mi santidad. 21 Mi mano será firme con él, Mi brazo también lo fortificará. 22 No lo avasallará enemigo, Ni hijo de iniquidad lo quebrantará. 23 Mas yo quebrantaré delante de él á sus enemigos, Y heriré á sus aborrecedores. 24 Y mi verdad y mi misericordia serán con él; Y en mi nombre será ensalzado su cuerno. 25 Asimismo pondré su mano en la mar, Y en los ríos su diestra. 26 El me llamará: Mi padre eres tú, Mi Dios, y la roca de mi salud. 27 Yo también le pondré por primogénito, Alto sobre los reyes de la tierra. 28 Para siempre le conservaré mi misericordia; Y mi alianza será firme con él. 29 Y pondré su simiente para siempre, Y su trono como los días de los cielos. 30 Si dejaren sus hijos mi ley, Y no anduvieren en mis juicios; 31 Si profanaren mis estatutos, Y no guardaren mis mandamientos; 32 Entonces visitaré con vara su rebelión, Y con azotes sus iniquidades. 33 Mas no quitaré de él mi misericordia, Ni falsearé mi verdad. 34 No olvidaré mi pacto, Ni mudaré lo que ha salido de mis labios. 35 Una vez he jurado por mi santidad, Que no mentiré á David. 36 Su simiente será para siempre, Y su trono como el sol delante de mí. 37 Como la luna será firme para siempre, Y como un testigo fiel en el cielo. (Selah.) 38 Mas tú desechaste y menospreciaste á tu ungido; Y te has airado con él. 39 Rompiste el pacto de tu siervo; Has profanado su corona hasta la tierra. 40 Aportillaste todos sus vallados; Has quebrantado sus fortalezas. 41 Menoscabáronle todos los que pasaron por el camino: Es oprobio á sus vecinos. 42 Has ensalzado la diestra de sus enemigos; Has alegrado á todos sus adversarios. 43 Embotaste asimismo el filo de su espada, Y no lo levantaste en la batalla. 44 Hiciste cesar su brillo, Y echaste su trono por tierra. 45 Has acortado los días de su juventud; Hasle cubierto de afrenta. (Selah.) 46 ¿Hasta cuándo, oh Jehová? ¿te esconderás para siempre? ¿Arderá tu ira como el fuego? 47 Acuérdate de cuán corto sea mi tiempo: ¿Por qué habrás criado en vano á todos los hijos del hombre? 48 ¿Qué hombre vivirá y no verá muerte? ¿Librarás su vida del poder del sepulcro? (Selah.) 49 Señor, ¿dónde están tus antiguas misericordias, Que juraste á David por tu verdad? 50 Señor, acuérdate del oprobio de tus siervos; Oprobio que llevo yo en mi seno de muchos pueblos. 51 Porque tus enemigos, oh Jehová, han deshonrado, Porque tus enemigos han deshonrado los pasos de tu ungido. 52 Bendito Jehová para siempre. Amén, y Amén. 1 CANTAD á Jehová canción nueva; Cantad á Jehová, toda la tierra. 2 Cantad á Jehová, bendecid su nombre: Anunciad de día en día su salud. 3 Contad entre las gentes su gloria, En todos los pueblos sus maravillas. 4 Porque grande es Jehová, y digno de suprema alabanza; Terrible sobre todos los dioses. 5 Porque todos los dioses de los pueblos son ídolos: Mas Jehová hizo los cielos. 6 Alabanza y magnificencia delante de él: Fortaleza y gloria en su santuario. 7 Dad á Jehová, oh familias de los pueblos, Dad á Jehová la gloria y la fortaleza. 8 Dad á Jehová la honra debida á su nombre: Tomad presentes, y venid á sus atrios. 9 Encorvaos á Jehová en la hermosura de su santuario: Temed delante de él, toda la tierra. 10 Decid en las gentes: Jehová reinó, También afirmó el mundo, no será conmovido: Juzgará á los pueblos en justicia. 11 Alégrense los cielos, y gócese la tierra: Brame la mar y su plenitud. 12 Regocíjese el campo, y todo lo que en él está: Entonces todos los árboles del bosque rebosarán de contento. 13 Delante de Jehová que vino: Porque vino á juzgar la tierra. Juzgará al mundo con justicia, Y á los pueblos con su verdad. 1 CANTAD alegres á Dios, habitantes de toda la tierra. 2 Servid á Jehová con alegría: Venid ante su acatamiento con regocijo. 3 Reconoced que Jehová él es Dios: El nos hizo, y no nosotros á nosotros mismos. Pueblo suyo somos, y ovejas de su prado. 4 Entrad por sus puertas con reconocimiento, Por sus atrios con alabanza: Alabadle, bendecid su nombre. 5 Porque Jehová es bueno: para siempre es su misericordia, Y su verdad por todas las generaciones. 1 MISERICORDIA y juicio cantaré: A ti cantaré yo, oh Jehová. 2 Entenderé en el camino de la perfección Cuando vinieres á mí: En integridad de mi corazón andaré en medio de mi casa. 3 No pondré delante de mis ojos cosa injusta: Aborrezco la obra de los que se desvían: Ninguno de ellos se allegará á mí. 4 Corazón perverso se apartará de mí; No conoceré al malvado. 5 Al que solapadamente infama á su prójimo, yo le cortaré; No sufriré al de ojos altaneros, y de corazón vanidoso. 6 Mis ojos pondré en los fieles de la tierra, para que estén conmigo: El que anduviere en el camino de la perfección, éste me sevirá. 7 No habitará dentro de mi casa el que hace fraude: El que habla mentiras no se afirmará delante de mis ojos. 8 Por las mañanas cortaré á todos los impíos de la tierra; Para extirpar de la ciudad de Jehová á todos los que obraren iniquidad. 1 ALABAD á Jehová, invocad su nombre. Haced notorias sus obras en los pueblos. 2 Cantadle, cantadle salmos: Hablad de todas sus maravillas. 3 Gloriaos en su santo nombre: Alégrese el corazón de los que buscan á Jehová. 4 Buscad á Jehová, y su fortaleza: Buscad siempre su rostro. 5 Acordaos de sus maravillas que hizo, De sus prodigios y de los juicios de su boca, 6 Oh vosotros, simiente de Abraham su siervo, Hijos de Jacob, sus escogidos. 7 El es Jehová nuestro Dios; En toda la tierra son sus juicios. 8 Acordóse para siempre de su alianza; De la palabra que mandó para mil generaciones, 9 La cual concertó con Abraham; Y de su juramento á Isaac. 10 Y establecióla á Jacob por decreto, A Israel por pacto sempiterno, 11 Diciendo: A ti daré la tierra de Canaán Por cordel de vuestra heredad. 12 Esto siendo ellos pocos hombres en número, Y extranjeros en ella. 13 Y anduvieron de gente en gente, De un reino á otro pueblo. 14 No consintió que hombre los agraviase; Y por causa de ellos castigó los reyes. 15 No toquéis, dijo, á mis ungidos, Ni hagáis mal á mis profetas. 16 Y llamó al hambre sobre la tierra, Y quebrantó todo mantenimiento de pan. 17 Envió un varón delante de ellos, A José, que fué vendido por siervo. 18 Afligieron sus pies con grillos; En hierro fué puesta su persona. 19 Hasta la hora que llegó su palabra, El dicho de Jehová le probó. 20 Envió el rey, y soltóle; El señor de los pueblos, y desatóle. 21 Púsolo por señor de su casa, Y por enseñoreador en toda su posesión; 22 Para que reprimiera á sus grandes como él quisiese, Y á sus ancianos enseñara sabiduría. 23 Después entró Israel en Egipto, Y Jacob fué extranjero en la tierra de Châm. 24 Y multiplicó su pueblo en gran manera, E hízolo fuerte más que sus enemigos. 25 Volvió el corazón de ellos para que aborreciesen á su pueblo, Para que contra sus siervos pensasen mal. 26 Envió á su siervo Moisés, Y á Aarón al cual escogió. 27 Pusieron en ellos las palabras de sus señales, Y sus prodigios en la tierra de Châm. 28 Echó tinieblas, é hizo oscuridad; Y no fueron rebeldes á su palabra. 29 Volvió sus aguas en sangre, Y mató sus pescados. 30 Produjo su tierra ranas, Aun en las cámaras de sus reyes. 31 Dijo, y vinieron enjambres de moscas, Y piojos en todo su término. 32 Volvió en su tierra sus lluvias en granizo, Y en fuego de llamaradas. 33 E hirió sus viñas y sus higueras, Y quebró los árboles de su término. 34 Dijo, y vinieron langostas, Y pulgón sin número; 35 Y comieron toda la hierba de su país, Y devoraron el fruto de su tierra. 36 Hirió además á todos los primogénitos en su tierra, El principio de toda su fuerza. 37 Y sacólos con plata y oro; Y no hubo en sus tribus enfermo. 38 Egipto se alegró de que salieran; Porque su terror había caído sobre ellos. 39 Extendió una nube por cubierta, Y fuego para alumbrar la noche. 40 Pidieron, é hizo venir codornices; Y saciólos de pan del cielo. 41 Abrió la peña, y fluyeron aguas; Corrieron por los secadales como un río. 42 Porque se acordó de su santa palabra, Dada á Abraham su siervo. 43 Y sacó á su pueblo con gozo; Con júbilo á sus escogidos. 44 Y dióles las tierras de las gentes; Y las labores de las naciones heredaron: 45 Para que guardasen sus estatutos, Y observasen sus leyes. Aleluya. 1 ACUÉRDATE, oh Jehová, de David, Y de toda su aflicción; 2 Que juró él á Jehová, Prometió al Fuerte de Jacob: 3 No entraré en la morada de mi casa, Ni subiré sobre el lecho de mi estrado; 4 No daré sueño á mis ojos, Ni á mis párpados adormecimiento. 5 Hasta que halle lugar para Jehová, Moradas para el Fuerte de Jacob. 6 He aquí, en Ephrata oímos de ella: Hallamósla en los campos del bosque. 7 Entraremos en sus tiendas; Encorvarnos hemos al estrado de sus pies. 8 Levántate, oh Jehová, á tu reposo; Tú y el arca de tu fortaleza. 9 Tus sacerdotes se vistan de justicia, Y regocíjense tus santos. 10 Por amor de David tu siervo No vuelvas de tu ungido el rostro. 11 En verdad juró Jehová á David, No se apartará de ellos: Del fruto de tu vientre pondré sobre tu trono. 12 Si tus hijos guardaren mi alianza, Y mi testimonio que yo les enseñaré, Sus hijos también se sentarán sobre tu trono para siempre. 13 Porque Jehová ha elegido á Sión; Deseóla por habitación para sí. 14 Este es mi reposo para siempre: Aquí habitaré, porque la he deseado. 15 A su mantenimiento daré bendición: Sus pobres saciaré de pan. 16 Asimismo vestiré á sus sacerdotes de salud, Y sus santos darán voces de júbilo. 17 Allí haré reverdecer el cuerno de David: He prevenido lámpara á mi ungido. 18 A sus enemigos vestiré de confusión: Mas sobre él florecerá su corona.
Link Options
More Options
[X]