19 Crío fruto de labios, paz; paz al lejano y al cercano, dijo el SEÑOR, y le sanó.