18 Aun los muchachos me menospreciaron; levantándome, hablaban contra mí.